Hoy os quiero hablar de la importancia de un buen compañero del padel.

A todos nos gusta jugar para ganar, para competir,para divertirnos, en fin para pasar un buen rato en la pista,por eso la importancia de tener a nuestro lado una persona que tenga un nivel muy parecido al nuestro (para no tentar a los contrarios a realizar la famosa nevera), que nos anime, que nos haga mejorar con consejos útiles, pero siempre a su debido tiempo y a la vez nos haga disfrutar del padel como deporte.

Es tan importante tener un buen compañero como saber ser un buen compañero, en los momentos buenos dentro de la pista todo es felicidad y buenas caras, pero cuando la racha cambia y no conseguimos tener esa buena racha es muy importante la figura que desempeña el compañero dentro de la pista, para animarnos decirnos que debemos cambiar o mejorar y darnos ese empujoncito que a lo mejor nos falta para poder recuperar la confianza perdida por la perdida reiterada de algunos puntos del juego. Esta aptitud dentro del campo tiene que ser reciproca y no podemos dejarla de realizar nosotros y nuestro compañero, consiguiendo que la pareja sea la que gane en este intercambio de ideas y de gestos para animarnos en el juego.

Recordar que para exigir a nuestro compañero tenemos que dar, es un tema reciproco que si se realiza correctamente puede cambiar el resultado de los partidos.

Roberto Garrido: Entrenado Señorio del Padel